La montaña será más segura para todos si NO subimos con elementos de valor como celulares, cámaras, relojes, joyas y ipods. Nada de esto se necesita para disfrutar lo que generosamente ella nos regala. La seguridad la construimos entre todos. Estrategia de seguridad.

jueves, agosto 09, 2012

S.O.S. POR NUESTRO PÁRAMO Y NUESTRAS QUEBRADAS.

El 26 de agosto del 2010, violando las normas que protegen la Reserva Forestal de los Cerros Orientales, el alcalde y el concejo de La Calera modificaron el POT, Plan de Ordenamiento Territorial, del municipio subiendo la cota de 3.000 msnm a 3.200 msnm para permitir la construcción de vivienda campestre. Equivale a la parte más alta del páramo, prácticamente en la cuchilla que vemos desde la ciudad. 

El POT dice que es zona de amortiguación pero los administradores del municipio extrajeron de ella unos polígonos de excepción muy grandes en los que permiten la construcción de viviendas campestres de hasta cinco pisos de altura. En este momento hay dos predios de 95 y de 58 lotes cada uno, de los cuales aproximadamente 21 lotes ya se encuentran en construcción.


Yo estuve en la zona el sábado 28 de julio y pude ver cómo están entrando los bulldozeres por entre los frailejones, rompiendo el páramo y abriendo vías para la urbanización de nuevos grandes predios.

Nuestra montaña no es solo lo que vemos desde la ciudad. Nuestra montaña es un organismo vivo, es un sistema complejo que incluye el páramo y la parte de atrás de los Cerros Orientales (jurisdicción del municipio de La Calera) y las corrientes de agua subterránea que fluyen dentro de ella y que afloran en los nacimientos de nuestras quebradas. Lo que pase en el páramo y en la parte de atrás de la montaña también afecta lo que pase del lado de la ciudad.

En una de nuestras reuniones de los martes de la montaña Patricia Bejarano, investigadora de Conservación Internacional, nos explicaba cómo, una de las funciones que cumplen los frailejones y la vegetación nativa de los páramos es la de recoger la lluvia y la humedad del ambiente para llevar el agua a la tierra y al subsuelo para que entre a formar parte de las corrientes subterráneas que aparecen luego en los nacimientos de nuestras quebradas, del lado de la ciudad.


 Urbanizar el páramo significa cortar ese ciclo, haciendo que cuando llueva, el agua corra rápidamente por la superficie, en dirección al río Teusacá, sin penetrar el subsuelo, afectando necesariamente los nacimientos y el caudal de nuestras quebradas.

También los habitantes de la parte baja del valle del río Teusacá están empezando a sentir como se reduce el agua que les llega a sus casas.

El GAP, Grupo de Acciones Públicas de la Universidad del Rosario, se está haciendo cargo de una Acción Popular que interpusieron un grupo de ciudadanos para derogar el actual POT, pero eso puede tomar varios años en resolverse. Mientras tanto las construcciones avanzan, y los dueños de los lotes siguen pidiendo licencias de construcción que la administración de La Calera sigue aprobando.  

Con carácter de urgencia, los amigos del Colectivo Verde La Calera nos estuvieron visitando el martes 31 de julio para alertarnos sobre esta grave situación y para buscar el apoyo de los Amigos de la Montaña para defender nuestro páramo, nuestras quebradas y los cerros de la ciudad.

En el periódico El Tiempo del 2 de agosto sale un completo artículo sobre el tema titulado "Demanda busca proteger los cerros de La Calera" y que pueden leer en ESTE ENLACE, y que sería muy importante divulgar a través de las redes sociales.

Igualmente, el periódico El Espectador el 23 de agosto publicó el Artículo "Las casas cuestionadas de La Calera" que puede leerse en ESTE ENLACE.

El UNPeriódico de la Universidad Nacional hizo en ESTE ENLACE una publicación sobre el tema.

Y ESTA ES LA FORMA como el noticiero de televisión RCN Noticias dio la información.

Solamente una comunidad grande, fuerte y organizada, ojala con el apoyo de los medios de comunicación y de instituciones de carácter distrital, como ya está empezando a ocurrir, puede parar ese despropósito.


En el siguiente documento Patricia Bejarano, Coordinadora de planificación y uso del suelo de Conservación Internacional Colombia presenta un concepto técnico sobre los efectos que está produciendo este proceso de urbanización del páramo de los Cerros Orientales de Bogotá:



Open publication - Free publishing - More bogota


Fotografías de Luisa Fernanda Camacho, Carolina Cruz y Andrés Plazas

miércoles, agosto 08, 2012

ALGO MUY TRISTE PASÓ EN LA MONTAÑA

A veces pasan cosas sobre las cuales uno no quisiera escribir. Sin embargo, cuando he consultado a mi asesora en ética periodística de la montaña ella me recuerda: “Las personas tienen derecho a ser informadas. ¡Punto!”

El pasado jueves 2 de agosto, aproximadamente a las 11:00 a.m. recibí de un Amigo de la Montaña un mensaje y unas fotografías con una triste noticia.

Ese día en la montaña todo comenzó de forma normal. La puerta se abrió antes de las 5:00 a.m. y a esa hora empezaron a subir los primeros caminantes. Como de costumbre algunos pararon en la imagen de la Virgen de Guadalupe de la piedra a saludarla y a hacer su acostumbrada oración para comenzar bien el día.

 Como ha ocurrido en los últimos tres meses, aproximadamente a las 5:30 a.m. se empezó a repartir a lo largo del camino el servicio de acompañamiento de la Policía Nacional.

Alrededor de las 7:00 a.m. algunos caminantes que llegaron al lugar notaron que la imagen de la Virgen acababa de ser intencionalmente destruida. En el lugar encontraron al auxiliar de policía Eduard Romero quien desde el comienzo del servicio había estado de guardia vigilando el lugar. Según lo manifestaron, al preguntársele por lo ocurrido el auxiliar se puso nervioso, se retiró unos metros arriba y no supo que responder.


Al subir al día siguiente a la montaña encontramos con sorpresa que otra imagen había sido sobrepuesta encima de lo que quedaba de la imagen original.

Nos comentaron que, aproximadamente a las 4:00 p.m. del mismo día jueves, en varios carros llegó a la montaña un grupo de oficiales y suboficiales de la Policía Nacional con otra imagen de la Virgen de Guadalupe, subieron hasta el lugar y con cemento la pegaron sobre la imagen anterior.

La imagen original había sido donada por Belsy Gallego, quien con la colaboración de otros Amigos de la Montaña, aproximadamente en el año 1997, la habían colocado en ese lugar.

En las conversaciones de estos días de los caminantes expresando el dolor por lo ocurrido  manifestábamos que, independientemente de las convicciones religiosas de cada uno, esta imagen de la Virgen había convertido este sitio en un lugar muy importante para toda la comunidad.

NOTA: Hoy lunes 13 de agosto el Amigo de la Montaña Rodrigo Corredor se puso en contacto con la Capitán Julie Reyes, coordinadora del servicio de acompañamiento de la Policía Nacional, para expresarle la preocupación que tiene la comunidad por lo ocurrido y por el manejo posterior que la Policía le pudiera estar dando al problema.

La Capitán Julie expresó a Rodrigo la connotación de extrema gravedad que la Policía le dio al caso y le describió el cuidadoso manejo que por parte de la institución se le ha venido dando, tanto en lo que tiene que ver con el auxiliar Romero, como con la garantía de que un hecho como este  no se vuelva a repetir en ningún lugar de la ciudad.